martes, 14 de junio de 2011

La bloguera lesbiana de Damasco era en realidad un estudiante de 40 años estadounidense


■Amina Arraf llegó a cautivar y a centrar la atención de los medios de comunicación durante las revueltas sirias con su blog 'Una lesbiana en Damasco'.
■Finalmente ha confesado que es un hombre estadounidense, Tom MacMaster.
■"No creo haber hecho daño a nadie, siento que he creado una voz importante para asuntos que realmente me preocupan", se justifica en su último post


Este domingo, Amina Arraf reveló su verdadera identidad. No es lesbiana, ni siquiera es mujer. Se trata de Tom MacMaster, un estadounidense de 40 años que estudia en la Universidad de Edimburgo, cuya pasión por escribir le llevó demasiado lejos al crear una identidad falsa que muchos se creyeron. En última entrada del blog, a modo de disculpa, confiesa que nunca había esperado el nivel de atención que su blog ha llegado a tener. "Aunque la voz narrativa pudo haber sido ficticia, los hechos de este blog son verdaderos", indica MacMaster.

Sus entradas en el blog relataban desde su vida social hasta sus relaciones, pero Amina también criticaba la gestión del presidente sirio, Bachar al Asad y ofrecía en sus textos el punto de vista de quien pertenece al movimiento antigubernamental. "No creo haber hecho daño a nadie, siento que he creado una voz importante para asuntos que realmente me preocupan", se justifica en su último post.

Voz activa en las protestas
Muchos blogs y medios sociales fueron una fuente clave de información en los levantamientos de los países norteafricanos y de Oriente Medio. Entre ellos estaba este blog, que pronto fue seguido por numerosos periodistas y activistas de todo el mundo.

La revelación de su verdadera identidad ha vuelto a abrir el debate sobre la credibilidad de la información en la red y causó malestar entre otros blogueros, que acusaron al estadounidense de ponerles en peligro.

La mentira llegó hasta el punto de que "Amina" llegó a conceder entrevistas para agencias como Associated Press. El periodista que la entrevistó vía email llegó a decir que sus respuestas parecían escritas por una mujer que vivía las revueltas árabes.

'Secuestrada' por el régimen de Al Asad
Incluso llegó a contar (bajo la voz de un supuesto primo) que había sido secuestrada por las autoridades de Damasco, provocando reacciones y toda una campaña alrededor de ella que pedía su liberación.

"Esperamos que simplemente esté en la cárcel y que no le haya pasado nada peor", decía el texto de su primo, en el que se hacía un llamamiento de ayuda para tratar de localizarla.

Su desaparición se convirtió en noticia de impacto internacional, lo que derivó en una investigación de las autoridades de EE UU, que informaron de que no tenían constancia de la existencia de una persona con la doble nacionalidad con la identidad de Amina.

El nombre sí correspondía a una ciudadana residente en Londres, cuya fotografía fue difundida a través de la red y que tuvo que desmentir que tuviera relación con la lesbiana siria.

Finalmente, el descubrimiento de su verdadera identidad no ha dejado de molestar a muchos, ya que les ha afectado en la credibilidad de sus relatos. "Cuando el Gobierno de mi país me secuestre, a muchos lectores no les importará, porque pensarán que puedo ser otra Amina", escribió un activista y bloguero que vive en el Líbano.

La comunidad gay, enfadada
No solo la prensa y sus lectores se han sentido engañados tras esta revelación. También los activistas gays y políticos han reaccionado de manera furiosa.

"Por su culpa, señor MacMaster, muchos de los activistas reales de la comunidad LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transexuales) están bajo el foco de las autoridades en Siria", escribió Daniel Nassar, redactor del blog Gay Middle East.

"Se ha llevado mi voz, señor MacMaster, y las voces de mucha gente que conozco", añade Nassar.

Otro bloguero, BangPound, que investigó la historia, escribió en su Twitter lo siguiente: "No hay un lado positivo en el engaño de Amina. No atrajo la atención a Siria. Atrajo la atención a una fantasía".

La verdad sobre "Amina" ya se ha descubierto. MacMaster se despide en su último post confesando que le han conmovido muchos de los comentarios de los fieles lectores del blog. El mundo de la blogosfera, sin embargo, no ha podido evitar sentirse engañado.

fuente: 20minutos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada