lunes, 21 de febrero de 2011

Cipriani exige que gays y lesbianas respeten fé católica


El Cardenal Juan Luis Cipriani no se quedó con los brazos cruzados y este mediodía advirtió que los católicos defenderán el respeto a su fé, a propósito de las protestas simbólicas que organizan los gay y lesbianas en el atrio de la Catedral de Lima.

En alusión a la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, quien defendió y mostró apertura con este tipo de manifestaciones, Cipriani sostuvo que si ciertas autoridades no son capaces de defender el orden y hacer respetar a la iglesia, sí lo harán los católicos.

"Si las autoridades no se sienten capaces de defender el orden público y el respeto a nuestra Catedral, los católicos lo haremos, porque sí sabemos hacer respetar nuestra fe", aseguró Cipriani durante su homilía en la Santa Misa que presidió en la Basílica Catedral de Lima.

La máxima autoridad de la Iglesia Católica también rechazó los actos de provocación a la fe católica y la falta de respeto a la Catedral de Lima, centro de la catolicidad de la capital y del país entero.

"Todos respetamos los derechos humanos de los demás. Pero la Iglesia Católica, que visiblemente está en este templo, que es su Catedral, merece el mismo respeto", reflexionó.

"Estamos hablando de algo más serio, estamos hablando de respetar a Dios y su casa; de respetar la grandeza de un Dios que perdona, de un Dios que nos ha dejado los diez mandamientos", añadió.

El Arzobispo de Lima animó a los fieles a no dejar que los peruanos pierdan el respeto a Dios y a los signos de la Iglesia, como la Catedral de Lima. Recordó también que Si alguien destruye el templo de Dios, Dios lo destruirá a él, porque el templo de Dios es santo.

"Nuestra fe no es para las catacumbas, nuestra fe es para actuar con libertad en las calles, respetando a los demás. Se habla de mucha tolerancia, pero yo lo que veo es una intolerancia agresiva. Que Dios los perdone, pero que no se repita", mencionó.

En otro momento, cuestionó la pasividad de las autoridades y exhortó a la alcaldesa de Lima y al ministro del Interior, a intervenir adecuadamente para que no se repitan actos de provocación e inmoralidad en las puertas de la Catedral de Lima. Por tal motivo, pidió a la Santísima Virgen María, por ellos y por los hermanos que actúan de manera equívoca.

Fuente: Antonio Manco

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada